Saltar al contenido

El Arzobispo Aós rechaza la quema de la iglesia: «Basta de violencia, no justificemos lo injustificable

Después de la quema de la Iglesia de San Borja y de la Parroquia de la Asunción, Monseñor Celestino Aós aseguró que "sentimos la destrucción de nuestros templos". Por la misma razón, pidió que no se repitan estos episodios, ya que "quien siembra violencia, cosecha destrucción, dolor y muerte", especificó.

El Arzobispo Aós rechaza la quema de la iglesia:

El Arzobispo Aós rechaza la quema de la iglesia: "Basta de violencia, no justificemos lo injustificable

Dos iglesias de la región metropolitana fueron incendiadas en el contexto del aniversario del 18 de octubre y el comienzo de la explosión social en Chile.

Primero, un grupo de hombres encapuchados penetró por la parte trasera de la iglesia de San Borja, destinada al culto de los carabineros, para sacar objetos y encender barricadas en los alrededores.

Posteriormente se registró un incendio en el local de la parroquia de La Asunción. La cúpula de la parroquia se cayó al suelo después del violento incendio.

En este contexto, el Arzobispo de Santiago, Monseñor Celestino Aós, declaró que «la violencia es mala y los que siembran la violencia cosechan destrucción, dolor y muerte. En este sentido declaró: «Basta de violencia, no justificemos a los irresponsables».

El pastor dijo que «hace un año sufrimos un brote de violencia que nos causó tanto dolor personal y tanta destrucción material que pensamos que fue una lección amarga y fuerte», refiriéndose al aniversario del 18 de octubre.

También acusó que «teníamos que reconstruir las instituciones» y que «los pobres son los más perjudicados».

Por la misma razón, el obispo Aós declaró que «sentimos la destrucción de nuestros templos y otros bienes públicos».

Finalmente, pidió que no se repitieran los episodios de violencia y aseguró que «el amor es más fuerte» y que «Dios no quiere violencia».

Vea aquí el mensaje de Monseñor Celestino Aós: